Blog gratis
Reportar
Editar
¡Crea tu blog!
Compartir
¡Sorpréndeme!
 
URGENCIAS Y EMERGENCIAS
Blog de coloim
27 de Agosto, 2010 · General

Hemorragia intracerebral hipertensiva

Normal 0 21 false false false ES-TRAD X-NONE X-NONE MicrosoftInternetExplorer4

Definición   

La hemorragia intracerebral hipertensiva es un tipo de accidente cerebrovascular que implica sangrado en el cerebro, causado por presión arterial alta. Ver también:

Causas, incidencia y factores de riesgo   

La hemorragia intracerebral puede afectar a cualquier persona, pero es más común en individuos de edad avanzada.

La hemorragia intracerebral hipertensiva es causada por efectos de la presión arterial alta (hipertensión) prolongada. Cuando la presión arterial ha permanecido alta por un período significativo de tiempo, las paredes de los vasos sanguíneos cambian. La presión arterial alta y constante desgasta las paredes vasculares y puede llevar a que se presente obstrucción de los vasos y filtración de sangre al cerebro. La sangre irrita los tejidos cerebrales, causando hinchazón (edema cerebral), y se acumula en una masa llamada hematoma.

El edema del tejido cerebral y un hematoma intracerebral ejercen mayor presión sobre el cerebro y finalmente pueden destruirlo.

El sangrado puede ocurrir en los espacios huecos (ventrículos) en la parte central del cerebro o dentro del espacio subaracnoideo (el espacio entre el cerebro y las membranas que lo cubren). Este sangrado también puede causar síntomas de meningitis.

Sin embargo, aún en pacientes sin presión arterial alta conocida, la cocaína puede causar hemorragia intracerebral.

Síntomas   

Los síntomas dependen de la extensión del daño y de la localización del sangrado en el cerebro. Los síntomas se presentan más comúnmente en forma repentina, sin advertencia, usualmente en plena actividad. Hay una rápida pérdida de funciones en un lado del cuerpo.

Los síntomas pueden ser los mismos que cuando hay muy poco flujo de sangre hacia el cerebro (accidente cerebrovascular) y pueden abarcar:

  • Cambios de visión
    • cualquier cambio en la visión
    • pérdida de la visión de un lado
    • disminución en la visión
  • Cambios en la sensibilidad
  • Cambios en el movimiento
    • debilidad de cualquier parte del cuerpo
    • dificultad para mover cualquier parte del cuerpo
    • pérdida de habilidades motrices finas
  • Dificultad para hablar o comprender a los demás
  • Dificultad para deglutir
  • Dificultad para leer o escribir
  • Pérdida de la coordinación
  • Pérdida del equilibrio
  • Convulsión
  • Dolor de cabeza
    • al acostarse
    • puede despertar a la persona cuando está durmiendo
    • se incrementa con cambio en la posición, inclinación, esfuerzos, tos
  • Náuseas, vómitos
  • Disminución del estado de conciencia
    • apático, aislado
    • adormilado, letárgico, somnoliento, estuporoso
    • inconsciente, comatoso

Signos y exámenes   

Un examen neurológico puede mostrar signos de aumento de la presión en el cerebro, como inflamación del nervio óptico o cambios en el movimiento ocular. El médico revisará los reflejos y el movimiento para ver si ha habido algún tipo de cambios en la función cerebral, los cuales pueden ayudar a revelar la localización del problema dentro del cerebro.

Con el fin de clasificar la hemorragia como una hemorragia hipertensiva, la persona tiene que tener algunos antecedentes de presión arterial alta. A menudo, la presión arterial aún es muy alta cuando se examina el paciente. Otros exámenes pueden mostrar otros signos de presión arterial alta, como vasos sanguíneos anómalos en los ojos o problemas con la función renal.

Los exámenes para determinar la cantidad y causa del sangrado comprenden:

Sin embargo, se necesita una imagen del cerebro para comprobar si la afección se debe a una hemorragia intracerebral. Esto se puede hacer con una:

  • TC de la cabeza (preferible si la hemorragia comenzó hace menos de 48 horas)
  • IRM de la cabeza

 

Tratamiento   

Se puede necesitar la cirugía para extirpar el hematoma, especialmente si éste está localizado en la base del cerebro (cerebelo). En algunos casos, se puede recomendar la implantación quirúrgica de una derivación o drenaje en el cerebro si el sangrado bloquea el flujo del líquido cefalorraquídeo.

Los medicamentos abarcan:

  • Medicamentos antihipertensores para controlar la presión arterial
  • Corticosteroides, como la hidrocortisona y diuréticos, para drenar líquido del cuerpo con el fin de reducir el edema cerebral
  • Anticonvulsivos para controlar las convulsiones
  • Analgésicos para controlar el dolor

Si el paciente obtiene atención médica inmediata, puede ser apropiada una terapia antihemorrágica que consiste en utilizar un medicamento que detenga el sangrado. Es muy importante que este medicamento se administre dentro de las tres horas siguientes después del comienzo de los primeros síntomas, de tal manera que es crucial acudir al hospital rápidamente. Esta terapia aún se está estudiando y hay pautas estrictas con relación a quién debe o no debe recibir el medicamento. Con esta terapia antihemorrágica, hay un riesgo significativo de efectos secundarios.

La mayoría de los pacientes serán remitidos a la unidad de cuidados intensivos (UCI) del hospital para un control minucioso.

Expectativas (pronóstico)   

La evolución de la persona depende del tamaño y ubicación del sangrado. La recuperación se puede presentar completamente o puede haber algún nivel de pérdida permanente de la función cerebral.

Los medicamentos, la cirugía y los tratamientos pueden tener efectos secundarios severos y se puede presentar la muerte rápidamente a pesar de la atención médica oportuna.

Complicaciones   

  • Pérdida permanente de alguna función cerebral
  • Convulsiones
  • Efectos secundarios de medicamentos y tratamientos
  • Complicaciones de la cirugía

Situaciones que requieren asistencia médica   

La hemorragia intracerebral es una afección potencialmente mortal que requiere atención médica inmediata.

Se debe ir a la sala de emergencias o llamar al número de emergencia local (como el 911 en los Estados Unidos) si se presentan síntomas de hemorragia intracerebral hipertensiva. Los síntomas de emergencia son, entre otros: dificultad respiratoria, convulsiones, pérdida del conocimiento, incapacidad para hablar y dificultad para deglutir, entumecimiento o torpeza en un lado del cuerpo, mala articulación o confusión.

Prevención   El tratamiento y control de los trastornos que pueden provocar una hemorragia intracerebral reduce los riesgos. La presión arterial alta se debe tratar adecuadamente. NO se deben suspender los medicamentos, a menos que lo recomiende el médico.

Palabras claves , ,
publicado por coloim a las 20:13 · Sin comentarios  ·  Recomendar
 
Más sobre este tema ·  Participar
Comentarios (0) ·  Enviar comentario
Enviar comentario

Nombre:

E-Mail (no será publicado):

Sitio Web (opcional):

Recordar mis datos.
Escriba el código que visualiza en la imagen Escriba el código [Regenerar]:
Formato de texto permitido: <b>Negrita</b>, <i>Cursiva</i>, <u>Subrayado</u>,
<li>· Lista</li>
Sobre mí
FOTO

Colo Im

de todo

» Ver perfil

img
Calendario
Ver mes anterior Noviembre 2017 Ver mes siguiente
DOLUMAMIJUVISA
1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930
img
Buscador
Blog   Web
img
Tópicos
» General (23)
img
Nube de tags  [?]
img
Secciones
» Inicio
img
Enlaces
img
FULLServices Network | Crear blog | Privacidad